El Gobierno entrega a la comunidad de regantes del Condado (Huelva) la concesión de agua para el riego de 1.414 hectáreas durante los próximos 20 años

23 June 2020

Este hito supone, después de la regularización de las 496 hectáreas de El Fresno (Huelva), la segunda gran concesión otorgada en apenas 24 meses, tras años de demoras y autorizaciones temporales

La delegada del Gobierno de España en Andalucía, Sandra García, ha hecho entrega hoy al presidente de la comunidad de regantes del Condado (Huelva), Juan Mato, el documento formal que les acredita para el riego de 1.414 hectáreas durante los próximos 20 años. 
 
En tramitación desde 2015, esta concesión ahora otorgada por la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), supone la regularización de la mayor explotación agrícola amparada por el Plan la Corona Forestal de Doñana, aprobado por la Junta de Andalucía en 2014. Un total de 1.414 hectáreas, repartidas entre los términos municipales de Almonte, Bonares, Lucena del Puerto y Rociana del Condado para las que la CHG garantizará una dotación anual de 6.379.574,26 m³/año mediante 544 captaciones, complementadas por 118 infraestructuras de almacenamiento. 
 
Acompañada de la subdelegada del Gobierno en Huelva, Manuela Parralo, y el presidente del Organismo de cuenca, Joaquín Páez, Sandra García ha mostrado su satisfacción porque "definitivamente se da una solución duradera y sostenible a estas explotaciones, cumpliendo el compromiso adquirido con el sector agrario onubense, asegurando sus cosechas y el mantenimiento del empleo", al tiempo que "damos un paso más para garantizar un marco de gestión sostenible de Doñana, que permitirá la actividad económica y la conservación y protección del humedal más importante de Europa y una de las grandes joyas de la naturaleza en España". "La firma de hoy es fruto del trabajo de un Gobierno comprometido con un cambio de rumbo en la política del agua para una transición ecológica que nos obliga a aportar soluciones a nuevos escenarios futuros", ha añadido la delegada.
 
Por su parte, el presidente de la CHG, Joaquín Páez, ha asegurado que con este título se dota al sector y a sus productos de las máximas garantías requeridas por los mercados internacionales. "Somos muy conscientes del papel fundamental que juega el agua como generadora de empleo, más aún en la agricultura, un sector que ha sido clave en la crisis sanitaria, garantizando el abastecimiento y suministro a nuestros ciudadanos y ciudadanas", ha añadido. 
 
El otorgamiento de esta concesión permitirá que la extracción se someta a una serie de condicionantes que suponen una mejora en la racionalización de la explotación, su gobernanza y control, así como en el conocimiento del funcionamiento del acuífero. "Este documento que hoy entregamos no solo legitima la actividad de los regantes del Condado, sino que también ayuda a preservar la joya medioambiental que es Doñana". 
 
A partir de este momento, el derecho de riego estará sujeto, entre otras medidas, a un Plan de Extracciones, la instalación de contadores, el equipamiento de los sondeos que permitan un telecontrol desde la CHG, el análisis y propuesta de buenas prácticas para limitar la contaminación difusa, y el condicionamiento del aprovechamiento a lo establecido en el programa de actuación para la recuperación del buen estado de las masas de agua. 
 
Regularización de toda la superficie regable de Doñana
 
La CHG, organismo dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITERD), está a punto de culminar las concesiones de agua para gran parte de las explotaciones amparadas por el "Plan Especial de Ordenación de las zonas de regadíos ubicadas al norte de la corona forestal de Doñana". 
 
 
Este texto, aprobado por la Junta de Andalucía en 2014, ordena el territorio y determina una superficie regable de más de 9.000 hectáreas, de las que aproximadamente 6.100 hectáreas se encuentran en la cuenca del Guadalquivir. 
 
Estas explotaciones correspondían bien a terrenos agrícolas puestos en riego antes de 2004 que hubieran mantenido su actividad agrícola, bien a otros terrenos que contaban con derechos de agua para riego. Todo suelo que no cumpliera con estos requisitos quedaba fuera de este plan, sin posibilidad de tramitación para su concesión. 
 
En los últimos dos años, la CHG ha impulsado la tramitación de las concesiones pendientes frente a autorizaciones temporales y certificados previos, que venían a solucionar a corto plazo las necesidades de agua, con la consiguiente inseguridad del sector. 
 
En apenas 24 meses, el actual equipo de la CHG, con el apoyo del MITERD y la colaboración del Gobierno de España, ha logrado tramitar los derechos de agua de una extensión agrícola de más de 2.100 hectáreas de la Corona Norte de Doñana. Entre ellas, las 1.414 hectáreas de El Condado, las 211 de ¿Matalagrana¿ ¿a la espera de la aceptación del documento de condiciones por la Junta de Andalucía - y las 496 hectáreas de la C.R. El Fresno, por la que se cerraron más de 250 pozos, que ascenderán a 354 cuando se finalice la regularización de las 318 hectáreas pendientes, ya en tramitación. A esta cifra hay que añadir los 116 pozos cerrados mediante ejecución subsidiaria por lo que el número total ascenderá a 520 pozos.